Texto: Ana Belén Kayser Rodríguez

¿Has pensado en cómo alargar la vida de tu ropa? Hoy día, cuando nuestras prendas son cada vez menos duraderas, cabría la posibilidad de plantearnos esta opción. Para ello existen diversas posibilidades:

  • En primer lugar, decantarnos por comprar indumentaria sostenible con tejidos de calidad, cuya durabilidad es mayor, reduciendo, por tanto, el consumo de residuos.
  • En segundo lugar, si alguna de tus prendas ya está estropeada, existe la opción de arreglarla o darle un nuevo uso. Esta práctica permite, además, personalizar tu propia ropa y adaptarla a tus gustos. Con un poco de maña o ayuda, se pueden conseguir buenos resultados, tan solo hay que dejarse llevar por la creatividad.

Algunas propuestas son de gran utilidad para arreglar las partes que antes suelen estropearse en una prenda:

  • En una parte superior –camisa o camiseta- el cuello, las sisas y los puños son las zonas que primero sufren el paso del tiempo por el roce, sudor… a veces resulta difícil eliminar manchas o las pequeñas bolitas que se acumulan sobre el tejido, para ello, podemos plantearnos en el caso de los puños y el cuello, sustituir estas piezas por otras nuevas. Esta opción nos permite, además, modificar la forma del cuello y puños e incluso el color. En el primer caso se puede optar por aplicar un cuello camisero, pero existen otros más sencillos como el cuello plano (de encaje, tejido estampado, guipur, cuero, pedrería…) o el cuello vuelto –tan fácil como añadir una pieza rectangular que se adapte a la forma del escote-. Otra posibilidad, es simplemente eliminarlo y colocar sobre el borde una cinta de bies –la podemos encontrar con estampados, lisos o de cuero-. Esta técnica se puede aplicar en cuellos, pero también en la sisa, si lo que queremos es eliminar las mangas.
  • En el caso de los pantalones, podemos aplicar añadidos a partir de retales –podría ser esa camisa que ya no te pones-, aquí podemos jugar con las formas y tejidos para obtener diversos resultados estéticos – desde el clásico parche, hasta  las formas más variadas obtenidas mediante la técnica de patchwork-.

Al margen de aquellos arreglos que alargan la vida de nuestras prendas, existe cada vez una mayor concienciación por parte de los diseñadores de moda cuyo papel es vital para aumentar la durabilidad de las prendas,  reducir la producción de residuos en su fabricación y satisfacer las necesidades de nuevos ritmos de vida. En este sentido, no solo se preocupan por elegir tejidos ecológicos, sino que además diseñan prendas modificables, multifuncionales o reversibles. Se trata de prendas modulares que otorgan funcionalidad y comodidad, prendas que se adaptan a los cambios climáticos diarios –en el lugar de trabajo con respecto a la calle, a lo largo del día- después de una jornada completa. En definitiva, son prendas versátiles que se modifican según las necesidades y que desde el punto de vista del diseñador están más cercanas a la funcionalidad y sostenibilidad. Diseñadores que empiezan a investigar en esta línea, parten de un diseño que sirve de estructura básica y sobre el cual añaden elementos modulares que modifican el aspecto y estilo de la prenda. Así, por ejemplo, encontramos mangas que se pueden separar de la prenda mediante cremalleras, pantalones largos que con el mismo sistema pueden ser cortos, faldas que se transforman en vestidos o que mediante recogidos modifican su estructura, cuellos postizos que cambian el aspecto de la prenda.

Diseñar prendas modificables supone promover una vida más larga del producto y disminuir el consumo, esta nueva manera de diseñar de modo sostenible implica un enfoque novedoso que rompe con el estereotipado sistema de diseño actual promovido por la industria de la moda y cuyo principal problema viene dado por la separación geográfica entre diseñador y productor, entre productor y consumidor o entre consumidor y residuo. La proximidad de todos estos elementos contribuirá a crear una moda y, por extensión, un planeta sostenible ante el avance inexorable del cambio climático.

Alargar la vida de tus prendas es una buena forma de minimizar el impacto negativo que tu ropa causa al planeta y a las personas, pero no es la única. Es importante que aprendamos a consumir de una manera mas consciente y desde Gansos Salvajes Magazine te invitamos a ser parte de la solución proponiéndote una buena manera para empezar a vestir de forma sostenible. Sabemos que el punto de partida es conocer marcas y tiendas que trabajan con criterios de sostenibilidad, conocer los distintos estilos, precios, inspirarte y estar a la última en el tema para poder cambiar tus hábitos de compra.

Si quieres ser una consumidora consciente, ya no es suficiente con reconocer el logo de una marca y ubicar la portada_ebooktienda, debemos saber qué hay detrás de cada empresa, con qué materiales fabrica y dónde, qué personas confeccionan, en qué condiciones y por supuesto dónde puedes encontrar sus prendas. Está en tu mano salir de la inercia y cambiar el hábito de  consumir fastfashion que daña, a personas, al medio y a ti misma.

Te propongo una forma fácil de rehacer tus mapas mentales de la moda de forma divertida, disfrutando de la belleza, la variedad de estilos y sin pensar que te sobra o te falta, porque las modelos son mujeres reales, como tu y dentro puedes conocerlas y verte reflejada. Por fin existe una forma de ver moda y sentirte bien! Mira lo que trae el EBOOK ESPECIAL MODA SOSTENIBLE que hemos creado para ti aquí>

SUSCRÍBETE

2 Comentarios

  1. Buen día!
    Quisiera el «Especial moda sostenible» pero vivo en Puebla, México, cuanto cuesta el envío?
    Gracias!!

    • Hola Rubí,
      Gracias por tu interés en nuestro trabajo. El especial moda sostenible es en formato digital por lo que en cuanto haces la compra recibes un email con el enlace de descarga inmediata.
      Espero que lo disfrutes y te sirva.
      Un abrazo y Gracias

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *